¿Hay algún beneficio en hacer ejercicio con el estómago vacío?

William Kormos, M.D, Editor en Jefe, Harvard Men’s Health Watch nos saca de dudas:

Cuando el cuerpo está en estado de ayuno, varios mecanismos de respaldo aseguran que los músculos y el cerebro obtengan el azúcar necesario como combustible. Durante el ejercicio, una vez que se agotan las reservas de azúcar del cuerpo, éste aprovecha la grasa almacenada y la convierte en azúcar o convierte la proteína del músculo en azúcar. Esto ha llevado a la hipótesis de que hacer ejercicio cuando el cuerpo ya está «hambriento de azúcar» conducirá a una combustión más rápida de la grasa.

Las investigaciones realizadas con hombres jóvenes y sanos han demostrado que hacer ejercicio aeróbico en ayunas aumenta el uso de la grasa almacenada como fuente de energía. La reacción puede estar relacionada con los bajos niveles de insulina que se producen durante el ayuno. De hecho, en otro estudio, realizado también en hombres jóvenes sanos, se comprobó que los cambios metabólicos derivados del ejercicio en estado de ayuno ayudan al cuerpo a utilizar la insulina con mayor eficacia, lo que también puede retrasar o prevenir la diabetes.

Beneficios de hacer ejercicio con el estómago vacío

Beneficios de hacer ejercicio con el estómago vacío

Aunque estos resultados suenan prometedores, es menos seguro que el ejercicio con el estómago vacío le ayude a perder más peso. Hay relativamente pocos estudios que hayan medido la pérdida de peso a largo plazo o la composición de la grasa corporal en estas circunstancias. Un pequeño estudio examinó a 19 hombres durante el mes santo musulmán del Ramadán, cuando la gente ayuna desde el amanecer hasta el atardecer. Todos perdieron peso, pero los que también hacían ejercicio perdieron un poco más de peso y grasa corporal. Es más seguro decir que estos estudios son sugestivos, y es mejor enfocarse en el ejercicio regular y no preocuparse por emparejar sus entrenamientos con el ayuno.

 

NetSportG la aplicación para entrenadores